Reparación de Cierres Metálicos en Madrid

5 noviembre, 2015

Los cerrajeros trabajamos con todo tipo de cierres metálicos y también procedemos a sus reparaciones siempre que sea necesario, les vamos a hablar de los tipos de cierres metálicos que existen en el mercado y así podrá elegir el más conveniente a sus necesidades.

Reparación de Cierres Metálicos Madrid

Los cierres metálicos son cortinas fabricadas en metal y sirven para proteger puertas o escaparates de lugares que necesiten otro tipo de seguridad que una puerta usual, dependiendo del lugar y espacio disponible, los clientes podrán seleccionar el mejor a las necesidades de cada situación y optar por el más adecuado.

Cierres metálicos ciegos, estos una vez cerrados no dejan posibilidad alguna de ver a través de ellos, nadie podrá ver el interior del local a través del cierre, su forma de apertura o cierre puede ser automático o manual, dependiendo del cliente pero se recomiendan automáticos si son de una cierta dimensión debido a su peso.

Cierres metálicos enrollables, se enrollan en la parte alta de su ubicación y al cerrarse hace la acción contraria.

Cierres metálicos de concha, es un enrollable compuesto por varas de distintos tamaños y grosores, se unen entre sí por grapas de acero articuladas.
Cierres metálicos de lamas planas, también es enrollable y está fabricado con un tubo de acero zincado y con aluminio de extrusión, de esta manera está compuesto el ensamblaje. Los más comunes son los de pletina lineal simple, lineal doble o los de pletina plana cruzada.

Cierres metálicos micro perforados, son igual que los ciegos pero estos poseen unas perforaciones, no de gran tamaño pero si suficientes como para poder ver tanto de fuera hacia dentro como al revés.

Cierres de tijera, estos disponen de visibilidad completa por ambos lados, su apertura o cierre es lateral o central y pueden tener la característica de giro para que ocupen menos espacio.

Cierres metálicos troquelados, visibilidad parcial, mayor seguridad y resistencia y las dimensiones y grosores pueden ser muchos.

Cierres metálicos automatizados, todas las modalidades de cierres metálicos pueden estar automatizadas o no, no ofrecen mayor seguridad, tan solo es comodidad, en algunas ocasiones son imprescindibles debido a que el cierre posea grandes dimensiones o sean muy pesados para poder manejarlos manualmente.

El material de la composición de los cierres es importante tanto para la durabilidad como para la seguridad, ello va unido a grosores que provocan mayor resistencia.

Cierres metálicos de aluminio, fabricados del propio material y siendo esa la única diferencia con uno convencional.

Cierres metálicos galvanizados, el remate de este cierre es con pintura metálica galvanizada.
Cierres metálicos de acero inoxidable, exactamente igual que los anteriores, son cierres convencionales pero realizados en acero inoxidable.

Aquí les hemos mostrado los tipos de cierre, tipos de material y automatizados o no, ahora los clientes son los que deciden cual desean tener en sus locales o pedir asesoramiento si tienen dudas y no les queda claro cuál es el indicado para sus necesidades.

Contacte con su cerrajero y pídales presupuesto, seguro que es más barato de lo que pensaba.